Villa Consuelo: Fedombal celebra ingreso al Pabellón de la Fama de Máximo -Tepo- Tapia

Lo agasaja junto a inmortales Boyón, Maíta, Vinicio, Evaristo, Leschorn e Iván Mieses

 

La Federación Dominicana de Baloncesto (Fedombal) celebró este lunes con un agasajo la entrada al Pabellón de la Fama del Deporte Dominicano de uno de los mejores jugadores y anotadores de todos los tiempos, Máximo -Tepo- Tapia.

 

En un encuentro-almuerzo que al efecto organizó el ingeniero Rafael Uribe, presidente de Fedombal y en nombre de todos los miembros del Consejo Directivo de esa institución rectora del basket dominicano, se distinguió y reconoció la exaltación de Tepo Tapia, por su brillante carrera a nivel nacional e internacional, vistiendo la franela del equipo tricolor.

 

La actividad se desarrolló en el restaurante El Capuccino, de la Avenida Máximo Gómez, frente al Teatro Nacional, de la Plaza de la Cultura, ante la presencia de un nutrido grupo de inmortales del baloncesto como son el propio Tepo Tapia, José -Boyón- Domínguez, José -Maíta- Mercedes, Iván Mieses, Vinicio Muñoz, Evaristo Pérez y Aldo Leschorn.

 

Por igual, viejas glorias como Jesús -Chú- Mercedes, Héctor Junior Gil, el entrenador Julio Rodríguez y dirigentes clubísticos como José Heredia Corporán, presidente de la Asociación de Baloncesto del Distrito Nacional (Abadina); el cronista deportivo Leo López, Ronny Jácquez, del club Los Mina, y Junior Páez, director administrativo de Fedombal.

 

Tapia es uno de los nuevos inquilinos del Templo de la Inmortalidad del Deporte Dominicano, en el Quincuagésimo Tercer Ceremonial que se realizó el domingo 10 de este mes en el auditorio del Pabellón de la Fama del Centro Olímpico Juan Pablo Duarte.

 

 

Ingresó junto a otros nueve, entre exatletas y propulsores, como son Roosevelt Comarazamy, Bolívar Vargas Candelario, José Núñez, Plácido Polanco, Eneida Pérez, Claudine García, Plácido Polanco, Jorge Amparo y Luis Lin Ju.

 

Uribe, el anfitrión del acto, en unas breves palabras, destacó la calidad atlética y humana de Tepo Tapia, oriundo del club Rafael Barias, quien dejó su impronta en los torneos superiores de todo el país y jugó por más de una década con la selección nacional.

 

“El baloncesto se regocija nuevamente con la entrada a la inmortalidad deportiva de otro de sus hijos predilectos, en este caso Tepo Tapia, que tanta alegría le dio al país y a los seguidores de esta disciplina”, exclamó Uribe.

 

Tapia tiene su nombre registrado en la historia al ser el cuarto mejor anotador de todos los tiempos del basket superior distrital con 3,504 puntos en 211 partidos jugados, además de ser segundo en el liderato de lances del arco de tres puntos con 310.

 

Fue el Novato del Año en el 1981 y jugó para los clubes Arroyo Hondo, Los Astros, Los Prados, San Lázaro y Villa Duarte.

 

Uno de los momentos de gloria del excepcional canastero oriundo de Villa Consuelo fue cuando anotó 23 puntos en la única victoria de por vida de la República Dominicana ante los Estados Unidos, en 1989.

 

También fue objeto de un reconocimiento la tarde del pasado domingo por el club Rafael Barias, encabezado por su presidente Amaury Durán (Cundú), en el polideportivo de la entidad del sector de Villa Consuelo, junto a Vinicio Muñoz.

 

A Tepo y a Muñoz les entregaron sendas placas de reconocimientos y fueron retirados los números que usaron ambos jugadores en su trayectoria activa, en el caso de Tapia, el número 10, y a “El Fino”, el número 11.

 

Fuente: elsoldelasamericas

Shares