¿Dónde pone usted su esperanza y seguridad? Si es en los gobiernos, los mercados financieros o la educación, entonces terminará decepcionado. Nuestro mundo siempre está en constante cambio. Gobie...

La humillación de Pedro

El orgullo de Pedro por su astucia y su fuerza se interponía en el camino de los planes de Dios. Cristo buscaba un líder con corazón de siervo para que dirigiera a los creyentes después de su regr...

Autoridad ordenada de Dios

Dios quiere lo mejor para nosotros. Sus planes están destinados a darnos plenitud de vida. No obstante, Él no nos creó para ser unos robots, programados para seguirle ciegamente. No, el Señor nos ...

Todos pensamos que hay ciertas cosas que nunca haríamos: Yo nunca engañaría a mi cónyuge; nunca robaría a mi empleador; nunca traicionaría a un amigo, etc. Al pronunciar las palabras, ...

La tolerancia puede ser útil en las relaciones, pero puede dañar nuestra vida espiritual. Ceder en cuanto a los principios de Dios es peligroso.   Por ejemplo, supongamos que un hombre cristi...

Alabanzas al Cordero

Cualquiera que no esté seguro de que el Señor Jesús es Dios, y que además es digno de adoración, debe echar un vistazo al pasaje de hoy. Esta escena celestial se abre con un dilema: no se encuent...

La paz de Cristo

La paz interior es algo que todos quieren. Muchas personas piensan que solo se consigue cuando todas las circunstancias de la vida son buenas. Pero, para los cristianos, la paz de Dios está disponibl...

Cuando alguien pregunta: “¿A qué se dedica?”, la respuesta, por lo general, incluye un puesto de trabajo. Pero cualquier persona que esté criando o interactuando con niños tiene un papel mucho...

No debemos esperar que la vida cristiana sea fácil y cómoda, ya que los creyentes no estamos exentos de pruebas. De hecho, creer en Cristo puede resultar en más problemas y sufrimiento. Pedro se re...

Si alguien le preguntara qué hace el Espíritu Santo, ¿cómo respondería? Es posible que algunos cristianos no estén conscientes de lo que hace en sus vidas, pero la obra del Espíritu no es un mi...